Dime a qué hueles y te diré de qué padeces

El olor corporal puede revelar el padecimiento de algunas enfermedades

¿Orgullosa de ser latina?

Sigue a Para Ti Mujer en Facebook
Dime a qué hueles y te diré de qué padeces
El mal olor exhalado por la boca puede estar alertando la presencia de alguna enfermedad.
Foto: Shutterstock

Aunque cada persona tiene un olor muy particular, que está determinado por su dieta, raza y procesos químicos del propio cuerpo, hay unos muy específicos que pueden indicar que algo no anda bien con la salud.

Como explica el Dr. Claudio Burstein, especialista en Medicina Familiar en Kaiser Permanente de Woodland Hills (California), a pesar que diferentes olores corporales pueden ser un indicio de una enfermedad subyacente, generalmente no es utilizado por los médicos en sus evaluaciones.

“La razón: la percepción del olor puede ser demasiado subjetiva y variar de una persona a otra”, dice.

Sin embargo,  el experto asegura que “hay ciertas descripciones comunes en la comunidad médica” sobre algunos olores que el cuerpo emite ante la presencia de ciertas enfermedades.

“Algunos de estos olores se desarrollan a finales de los síndromes severos repentinos, como es el caso de una crisis diabética”, detalla el Dr. Burstein. “El aliento de estos pacientes [con  grave cetoacidosis, que puede producir un coma diabético] puede oler a acetona; sin embargo, su estado de salud puede estar ya crítico antes de que el paciente detecte tal olor”.

Algunas enfermedades metabólicas hereditarias, poco frecuentes, pueden conducir también a olor corporal. Entre ellas está la trimetilaminuria, especifica el galeno. “La enfermedad consiste en un trastorno metabólico, poco común, que puede causar ciertos compuestos químicos que generan un cierto olor a pescado”.

Mal aliento

La halitosis es una de las afecciones que provoca mal aliento. Esta condición es común y puede ser causada por múltiples razones.  Una de ellas es la ingesta de ciertos alimentos, como el ajo, la cebolla, el brócoli, las coles de Bruselas y otros, explica el Dr. Burstein.

El mal aliento también puede ser signo de una afección seria como la enfermedad periodontal. Las personas con este problema deben atenderlo porque —como asegura el experto en medicina familiar—, “además del mal olor que sale de su boca, ésta puede conducir a problemas de salud en general”.

La sinusitis, el tener la boca seca (a causa del consumo de ciertos medicamentos) y el sufrir de úlceras o de acidez estomacal también pueden dar lugar al mal aliento.

 

El mal aliento puede ser reflejo de varias afecciones, como la alitosis./Shutterstock.
El mal aliento puede ser reflejo de varias afecciones, como la alitosis./Shutterstock.

Sudoración excesiva

La sudoración excesiva que se presenta en algunos pacientes con enfermedad hepática genera un olor corporal inusual o un mal aliento similar al del huevo podrido.

Aunque no se considera una enfermedad, el mal olor en los pies es provocado también por el sudor, “que puede atraer la presencia de más bacterias corporales que de costumbre están en esta área del cuerpo”.

Secreción vaginal

Por la presencia de alguna afección vaginal, las mujeres pueden tener un olor a pescado en su flujo vaginal.

A tener en cuenta

Aunque los pacientes de las afecciones mencionadas pueden percibir un olor corporal que, por lo general, no es de importancia clínica.

“No hay que dejar los alimentos saludables debido a esta percepción”, aconseja el Dr. Dr. Claudio Burstein. “Mantenerse en forma e hidratado, hacer ejercicio y tener una buena higiene oral y corporal son hábitos importantes para estar saludable”.

Un dato curioso

Un estudio del The Monell Chemical Senses Center reveló que las mujeres tienen mejor olfato que los hombres para reconocer los olores corporales.

Te recomendamos