Espárrago: el rey de la primavera

¿Orgullosa de ser latina?

Sigue a Para Ti Mujer en Facebook
Espárrago: el rey de la primavera
Existen más de 300 tipos de espárragos, pero solo unos 20 se consumen./Shutterstock

Está es una de mis estaciones favoritas. ¡Todo florece, se llena de color y sabor! Y nada mejor que el sabor de los ingredientes de temporada.

Uno de mis favoritos durante la primavera son los espárragos. Los podemos llevar a una sopa, puré, asados en ensaladas, salteados con pasta o quinoa, a la parrilla y hasta en “dips” o  en rellenos de empanadas. ¡En fin, se puede ser muy creativo con ellos y no muerden!

Existen más de 300 tipos, pero solo unos 20 se consumen. California produce cerca del 95% de los espárragos que crecen en Estados Unidos. Su sabor dulce y crujiente textura los hace irresistibles entre enero y mayo, así que hay que aprovechar.

Son bajos en calorías, grasa, colesterol y sodio… Así que hay que incluirlos en la dieta, pues son uno de los vegetales con mejor contenido nutricional. Tienen una de las mejores fuentes de acido fólico, vitamina B, C y K y potasio. Para colmo, son tremenda fuente de antioxidante y un diurético natural. Expertos en medicina natural aseguran que es excelente en pacientes con artritis, así como para combatir el cáncer.

Atrévete a prepararlos:

-Asegúrate al comprarlos que estén firmes y las puntitas cerradas

-Aprieta el ramillete. Si crujen, están frescos

-Como mismo haces con las flores, córtale un poco el tallo antes de cocinarlos

-Límpialos con agua fría

-Refrigéralos hacia arriba, paraditos, amarraditos y, si es posible, con una pulgada de agua

-Otra opción es envolver el extremo del tallo en un papel toalla húmedo y refrigerarlos en una bolsa plástica abierta

-Usualmente, mientras más oscuros, mayor su concentración de nutrientes. Prueba la variedad morada, que son sabrosos

-Al cortarse y cocinarse, pierden muchos nutrientes. Así que mientras menos los cocines y más comas, mejor para ti

-Pierden mucho sabor, textura y nutrientes si los mantienes mucho tiempo en la nevera. No más de tres días después de comprados

-No necesariamente los más pequeños son los más dulces y tiernos

-Nada de congelados ni de lata, siempre frescos.

 

Ya ves, la cocina no muerde y los espárragos tampoco.

Para recetas y otros consejos, consigue mi libro online o visita www.LaCocinaNoMuerde.com.

 

Risotto de champagne, espárragos y aceite de trufas

risottonueva

Hacer risotto requiere de solo una técnica, amor y atención.  Tienes que tener todo listo y porcionado al empezar y jamás despegarte del sartén hasta que lo hayas terminado.  Si me sigues ese consejo seguro que te quedará perfecto, así que no hay nada que temer! Ya verás que después que lo hagas, empezarás a crear nuevas combinaciones, incluso a este lo puedes servir con camarones, vieiras, un filete de pescado o langosta.

Lo que debes tener:

  • 1 taza de arroz arborio
  • 1 taza de espumante (Cava, espumante o Champagne) o vino blanco
  • 2 ½ tazas de caldo de pollo (más o menos)
  • ½ cebolla blanca o 2 chalotes picaditos bien pequeños
  • 2 dientes de ajo picaditos bien pequeños
  • 6-8 espárragos (aprox.) cortados en trozos de ½ pulgada
  • ½  taza de queso parmesano
  • 2 cucharaditas de aceite de trufas

Lo que debes hacer:

  • En un sartén grande en temperatura mediana alta, agrega el aceite y el ajo y sofríe por 2-3 minutos.
  • Luego añade la cebolla o chalotes y deja cocinar hasta que esté translúcida (no dejes que se ponga negra).  Después agrega los espárragos y muévelo.
  • Agrega el arroz y comienza a menearlo hasta que se le empiecen a formar unas manchitas blancas al grano (2-3 minutos).
  • Añade  el vino espumante hasta que se evapore ¾ partes.
  • Luego comienza a echar ½ taza de caldo y mueves hasta que se evapore y continua repitiendo este proceso sin dejar de mover nunca… hasta que el grano esté al dente.  Nunca dejes de menearlo.
  • Al final, agregas el queso, el aceite de trufas, mueves y sirves inmediatamente.
  • Yo lo dejo todo a tu gusto e imaginación, pero… no me parece que pasta o arroz sean buenas opciones para este plato… honestamente son tan deliciosas que solo con pan rústico (baguette) y un poco más de aceite de oliva se comen toooooodas!!!!
  • Se ven hermosas en un recipiente tamaño familiar, así que para fiestas son perfectas!

Te recomendamos